Si te aburres, monta una empresa

20 Ene Si te aburres, monta una empresa

Fecha de emisión: 04/10/2013
Minuto 33:30

Buenos días, gente despierta. Hemos comenzado octubre, que es un mes que suele coincidir entre septiembre y noviembre, al menos, la mayoría de los años que llevo yo viviendo en este mundo. Yo diría que octubre es el mes de la tranquilidad, porque en septiembre aún coletea el verano y desde noviembre ya nos van a empezar a taladrar con los anuncios de Navidad.

Y como octubre es un mes tranquilo, se me ocurre que podría hablarles de cosas que se pueden hacer sin demasiado esfuerzo, desde el sofá de casa, con la lluvia de otoño repiqueteando en la ventana, la estufa puesta y la modorra por bandera.

Pero…¿saben qué? No lo voy a hacer. No, porque no son horas de hablar de cosas tranquilas. Así que agárrense a los machos, porque vamos a hablar de cosas extremas para matar el aburrimiento de octubre, como escalar la Torre de Pisa por el lado contrario a la inclinación, insultar a Chuck Norris por whatsapp o montar una empresa. Eso sí que sería arriesgado, ¿verdad?

Hoy por hoy montar una empresa es un deporte de riesgo, como la prima. Pero oigan, si tienen una idea, traten de montar un negocio. Seguro que la burrocracia les ayuda a tal menester.

Y los bancos, buques insignia de la filantropía, seguro que están dispuestos a financiar su fantástica idea. Será un camino de rosas, les darán todas las facilidades, no tendrán que firmar apenas cláusulas y por supuesto, las comisiones se las cobrarán para mejorar el servicio que ofrecen. Ustedes despreocúpense.

Y despreocúpense por el gobierno, que hará todo lo posible por darles una subvención, herramientas para contratar personal de forma justa, facilidades administrativas y todas esas cosas que hacen que montar una empresa sea rápido y super super barato.

Y comiencen a trabajar, que seguro que le lloverán clientes dispuestos a dejarse los dineros en su buen hacer. No le regatearán, no dirán que sus precios le parecen caros, ni siquiera pensarán en pedirle a sus cuñados que hagan el trabajo de un profesional para ahorrarse unas perrillas. Y no se preocupe, que serán buenos pagadores, formales y puntuales con los pagos. No le pondrán excusas de falta de liquidez, no les pedirán aplazamientos. Que va! Les pagarán por adelantado y con una sonrisa.

En fin, queridos despiertos, si quieren pasar un octubre de vértigo, háganse emprendedores. La monotonía no formará jamás parte de sus vidas. Eso sí, ojo con la alopecia, no vaya a acabar tirándose de los pelos. Qué tengan un buen día.

No Comments

Post A Comment